Informe completo (en Catalán)

Portada Informe Socioeconòmics 2016

Resumen ejecutivo

Presentación

El informe Impactos socioeconómicos de las universidades públicas y el sistema público de investigación de Cataluña analiza la contribución de estas instituciones y redes de conocimiento a la riqueza del país a través de varios indicadores cuantitativos y cualitativos. De acuerdo con su compromiso con la transpar-encia y la rendición de cuentas, la ACUP impulsa el informe para avanzar de forma decisiva en la comp-rensión y el análisis del nuestro sistema universitario y de investigación. Lo hace, asimismo, de forma que la información sea accesible y comprensible para todo el mundo.

Este es, como no puede ser de otra forma, solo un primer ejercicio. Una primera piedra que pretende con-struir una imagen lo más esmerada posible de los beneficios que reporta tener un sistema universitario y de investigación público de calidad. El estudio se concentra en los beneficios sociales y económicos, aunque no se le escapa a nadie que las ganancias para la sociedad en conjunto son muchas más. Para asegurar el biene-star futuro, hacen falta datos para conocer qué políticas universitarias hay que mejorar y cuáles reforzar.

La ACUP cuenta ya con una trayectoria notable en cuanto a la publicación de estudios que toman el pulso al sistema público universitario catalán, entre los cuales destacan el informe Indicadores de investigación e innovación de las universidades públicas catalanas y el informe Indicadores de formación y docencia. El documento que presentamos ahora, como cada uno de los estudios anteriores elaborados, son un work in progress. Cada nueva edición implica una mejora en el ajuste de indicadores y en su implementación, así como en la búsqueda de la forma más adecuada de extraer conclusiones.

El objetivo desde este mismo momento es mejorar la recogida de indicadores y su análisis para perfilar una siguiente edición todavía más ajustada. Queda mucho trabajo por delante, sobre todo para ampliar los ámbitos de evaluación en los que intervienen las universidades y los agentes de la investigación y la innovación. En este sentido, tanto en el análisis de los datos cuantitativos como cualitativos, los distintos autores implicados proponen indicadores que habrá que valorar para considerar su incorporación.

En esta primera aproximación el informe constata, a modo de resumen, que las universidades públicas catalanas contribuyen a la economía catalana con el 1,4 % del PIB y generan cerca de 45.000 puestos de trabajo a tiempo completo. Si incorporamos los datos del sistema público de investigación, la contri-bución al PIB catalán sube hasta el 1,7 % y los puestos de trabajos generados hasta más de 60.000. Es un balance notable, pero que representa solo una fracción de todo lo que reportan las universidades y centros de investigación a la sociedad.

Cuando año tras año, fotografía tras fotografía, podamos componer una imagen precisa del conjunto del sistema de conocimiento de nuestro país, veremos que todas las demandas de mejora de la financiación universitaria y de acciones emprendidas en esta dirección habrán sido pocas en relación con el enorme im-pacto positivo que este tiene en la economía y en la sociedad. Cualquier idea para mejorar será bienvenida.